La vida es un circulo que gira entre dos ejes, la noche y el día. En la noche, la luz natural da paso a la artificial y el margen entre lo real y la ficción se vuelve difuso, cómo si fuésemos personajes en un teatro, donde nos fundimos con el escenario.
Parte del yo desaparece y pierde sus contornos mas visibles, la noche tiene la virtud de enseñarnos el mundo mezclado, en un estado permanente de transformación.
La percepción del entorno se altera y las miradas desvelan nuestros instintos mas primarios, creamos lazos que se desvanecen al amanecer.
Este proyecto se centra en los tres colores de luz primarios; rojo,verde y azul, por su significado inconsciente en nuestra percepción. Dandole importancia también a las atmósferas que nos envuelven en los espacios nocturnos. Desarrollado desde 2013 y que continúa en proceso, se complementa con vídeos, que van mezclándose con las imágenes fotográficas construyendo un juego de acercamiento, encuentros y desencuentros, sumergiéndonos en esta sensación de realidad ficticia.
Un sueño dentro de un sueño, inspirado en el poema de Edgar Allan Poe (Dream within a dream).